SÍGUENOS Y DESCÁRGANOS EN:
celebridades

Emma Stone, una carrera en ascenso

AUTOR: Alberto Rojas Eguiluz | FOTOGRAFÍA: Vanidades | FECHA: 2012-08-28
Emma Stone, una carrera en ascenso

Bella, con talento y ambición, así es esta actriz quien compartió con Vanidades una mirada a su vida

Aunque Emma Stone lo quiera negar, a los 23 años de edad ya es toda una celebridad. Ella cree que es su fama es algo pasajero, pero su talento y versatilidad han hecho que salga en las películas más taquilleras de los últimos años, como Zombieland, Easy A y The Help, y ahora tiene en sus manos el personaje que la hará todavía más popular: el de Gwen Stacy, la novia del Hombre Araña en The Amazing Spider-Man.

Emma está de muy buen humor, y le sobran razones... Ha dado entrevistas en Río de Janeiro, el lugar donde fue el lanzamiento de las primeras imágenes de la nueva saga de Spider-Man, y le esperan viajes por todo el mundo para promocionar la película, que ha sido de las más esperadas del verano. Parece que la vida no le puede sonreír más, pero lejos de sentirse elevada hasta las nubes, Emma tiene los pies bien plantados en el suelo.

Casi nunca has interpretado a alguien de tu edad. ¿No se convierte eso en un mayor reto a la hora de actuar?

La secuencia de mis últimas películas ha sido rara: en Easy A tengo 17 años; en Crazy, Stupid, Love, 27; en The Help, 23; y ahora, en The Amazing Spider-Man, tengo 17 años de nuevo. Si alguien quiere que hagas un papel de una niña de 17 años es porque aún pareces de esa edad y eso me halaga, creo (risas). Siempre me emociona mucho interpretar a personas más jóvenes que yo, porque no tienes que ponerte nada, solo tienes que regresar un poco en el tiempo y recordar lo que no sabías a esa edad. Es muy simple.

¿Qué es lo que más te gustó del personaje de Gwen Stacy?

Algo que me encantó es que no sabe lo que es enamorarse, no tiene idea de lo que es creer que te vas a morir de amor, no sabe cómo es el amor ni qué significa que te rompan el corazón. Gwen tiene un amor que nunca más tendrá en su vida. Siempre he creído que la manera como amas a tu primer amor es muy diferente a la de todos los demás. En eso me enfoqué para el papel de Gwen. Otra cosa que me gustó fue aprender más de ciencia, por lo que fui a centros para que me prepararan sobre la regeneración, que creo que tampoco la enseñan en las preparatorias. Fue muy emocionante descubrir  todo eso.

¿Cómo investigaste sobre el personaje de Gwen?

Parte de mi investigación la hice en Google. Cuando me enfermo lo primero que hago es "googlear" los síntomas que tengo, creo que eso es un poco a lo Woody Allen (risas). Soy muy ansiosa, pero quiero saber qué es lo que está pasando, aunque la verdad no es una buena idea, pues luego malinterpretas mucho las cosas y te asustas. Pero para saber más de Gwen Stacy la busqué en Internet. Conocí al Hombre Araña por las películas, no por los cómics, así que tuve que recurrir a Google.

¿Sentiste presión al interpretar un papel que mucha gente conoce?

Sí, hubo mucha presión. Vi los mensajes de la gente que vio el tráiler cuando se dio a conocer. Unos decían que yo estaba perfecta para el papel; otros, que elegirme era la peor decisión que se pudo haber tomado. Hay quienes afirmaron que no podría interpretar a Gwen Stacy porque yo soy pelirroja y ella era rubia (risas). Hubo muchísima presión, porque el Hombre Araña lleva 50 años recolectando fans por todo el mundo. Pero al final creo que los fans entendieron que no soy un producto de un cómic, que me podía teñir el cabello, que soy un ser humano y que Gwen se iba a ver como un ser humano. Esta es una película de un superhéroe, pero con muchos sentimientos humanos.

Emma Stone en el cine

 

En tu filmografía predominan las películas cómicas. ¿Acaso las prefieres a los dramas?

El primer amor es el más profundo, el que te marca, y el mío fue la comedia. Siempre la quise hacer, desde que tenía 7 años de edad quería salir en Saturday Night Live y que mis padres me vieran; pero el tiempo pasa y estoy teniendo otro tipo de experiencias, algunas duras y tristes, y eso te hace cambiar un poco tu punto de vista. Ahora veo la mortalidad como la ve Gwen, por ejemplo. Agradezco la oportunidad de interpretar personajes de otros géneros, porque eso también enriquece mucho la comedia. Hacer papeles tristes me hace apreciar todavía más los proyectos cómicos.

¿Crees que Hollywood no les da el crédito que merecen las mujeres que hacen comedia?

No puedes comparar tu lucha con la de nadie más, pues siempre va a ser diferente. Así es con cualquier trabajo en la vida: si te comparas con alguien, nunca te vas a dar el crédito que mereces. Mira a Lucille Ball, Tina Fey, Kristen Wiig o Renée Zellweger; estas dos últimas estuvieron nominadas al Oscar por trabajos de comedia. Pero sí creo que el género no tiene el reconocimiento que merece. Sé lo duro que trabaja toda la gente que se dedica a esto y lo difícil que es lograrlo, pero de pronto surgen excelentes proyectos como Bridesmaids, que les abren puertas a las comediantas en los estudios. Ahora están dando luz verde a más películas cómicas con mujeres como protagonistas.

Se corre el rumor de que vas a producir una película.

Aún no lo he hecho, pero es mi meta máxima, tal vez porque he preparado comedias. Al hacer tu show necesitas ese instinto de productor. Aunque solo tengas que actuar, defines a tu personaje y ayudas con la historia. Cuando has tenido esa experiencia te acostumbras a producir en pequeño. Siempre he preferido las películas por encima de la actuación. Te aseguro que preferiría ser una actriz de reparto en una gran película, que ser la estrella de un filme mediocre. Quiero ser parte de una buena cinta más que hacer un personaje específico. Producir ha sido mi sueño y creo que pronto lo lograré, pero por el momento me siento bendecida de tener este trabajo.

¿Qué película crees que te hubiera gustado producir?

Social Network. ¿Te imaginas hacer algo así? O algo icónico: me encantaría producir cualquier película de Cameron Crowe o de Woody Allen. Crecí viendo diferentes generaciones de comediantes: Charles Chaplin, el mismo Allen, y recientemente empecé a ver películas más dramáticas, pero Social Network es la que me hubiera gustado producir, es mi favorita.

¿Cómo ha cambiado tu vida desde que los paparazzi te persiguen?

Cada vez me persiguen más y ha sido a raíz de la película The Amazing Spider-Man. Supongo que cuando la quiten de los cines me van a dejar de perseguir, porque nunca hago nada interesante. Vivo en New York y solo salgo a caminar o a cenar, eso es todo, pero que te sigan hasta un restaurante es tétrico, pues no van a ver lo que sucede dentro, pero te buscan de todas formas. Me espantan las fotos que publican en las que nunca supiste que te seguían, y eso comienza a suceder cada vez más. Quizás  porque ya se dieron cuenta de que no soy una gran fan de los paparazzi, ahora ellos guardan su distancia.

¿Cuándo te diste cuenta de que eras una celebridad?

No lo he sentido, hemos ido a muchos lugares donde me puedo pasear por donde sea y a nadie le importa, como Moscú. Por lo regular no pasa nada, ni siquiera en New York. El único momento en el que me sorprendo es cuando alguien pronuncia mi nombre, porque antes solían preguntarme si fuimos juntos a la escuela o si yo era la chica que conocieron en el bar. En cambio ahora me dicen "gracias, Emma", o me preguntan "¿Cómo ha estado, señorita Stone?". Eso es muy raro, sobre todo cuando te hablan en una gasolinera.

 

 

 

COMENTA ESTA NOTA
No necesitas estar registrado ni iniciar sesión en Facebook
boton banner
boton
boton
FOTOGALERÍAS
VIDEOS
pleca