SÍGUENOS Y DESCÁRGANOS EN:
celebridades

Entrevista con este gran director hollywoodense

AUTOR: Fabián W. Waintal | FOTOGRAFÍA: Vanidades | FECHA: 2012-11-01
Entrevista con este gran director hollywoodense

Tim Burton nos revela algunos de sus "secretos" familiares y profesionales

Las nubes despejaron el cielo azul de la playa de Santa Mónica. Las olas del mar reflejaban el brillo del sol y las gaviotas volaban por encima de los surfistas, como si fuera el principio de una buena película de Hollywood. Y en ese paradisíaco escenario conversé con el director de cine Tim Burton, lejos del molesto tráfico de las autopistas de Los Angeles, en la tranquilidad del Hotel Casa del Mar. En una íntima entrevista, descubrí los "secretos" de su familia y de su profesión... de película.

¿Cuál es la idea más equivocada que tiene la gente de usted?
Que soy muy extraño y oscuro.

¿Y no lo es?
No, soy un señor normal. Todos somos diferentes en muchas cosas.

¿Habla algo de español?
No.

¡Vamos! Alguna frase tiene que haber aprendido en una ciudad como Los Angeles.
"Hola, juego al tenis" (en español). Es lo único.

En el estreno de Sweeney Todd..., en Madrid, me acuerdo que se cruzó con Pedro Almodóvar. ¿Hay un club secreto de directores donde se encuentran o al menos hablan entre ustedes a puertas cerradas?
Realmente, no. Pero a Pedro Almodóvar lo admiro porque es la clase de gente que hace su estilo de cine. Y si lo veo, lo saludo, porque es una buena persona. No tengo directores de cine amigos, pero a alguien como él le expreso mi ad- miración, porque sé lo que significa hacer su trabajo. En general, tengo respeto por todos los directores de cine.

¿Hay otros directores de cine hispanos que conoce?
Conozco también a Alfonso Cuarón. Pero la mayoría de los directores cinematográficos son bastante solitarios. No puedo imaginar un grupo de directores sentados, juntos, hablando de los filmes.

Hablemos de cine, al menos con usted. ¿Cuáles eran sus películas favoritas cuando todavía ni siquiera había entrado al mundo de Hollywood?
Me gustaban las películas de terror. Frankenstein, Drácula, El Hombre Lobo, La criatura de la Laguna Negra, Godzilla... En fin, son demasiadas.

¿No tenía pesadillas viendo tantas películas de terror?
No, no tenía pesadillas. Mis padres decían que era muy extraño, porque yo nunca tuve miedo de las películas de terror. Las veía religiosamente y ellos ni siquiera se daban cuenta cuando lo hacía. Para mí, era algo muy natural.

La verdad, es imposible que haya vivido alguna pesadilla, con tantos sueños cumplidos en su vida. En el mismo vecindario de los Estudios Disney, en Burbank, Timothy William Burton nació el 25 de agosto de 1958. Inspirado por los dibujos animados de Mickey Mouse, estudió animación en el Instituto de Artes de California, y recibió un premio cuando consiguió su primer trabajo dentro de Disney. La película The Fox and the Hound no tenía mucho que ver con su estilo, pero en el estudio le dieron suficiente libertad como para crear un cortometraje gótico animado en blanco y negro de seis minutos, en homenaje a Vincent Price. Aunque en aquel entonces no lo dejaron estrenar sus 27 minutos de Frankenweenie, el actor Paul Reubens (Pee-wee Herman) vio el cortometraje y lo eligió para ser el director de la película Pee-wee's Big Adventure, que tuvo un gran éxito en las recaudaciones.

Éste se repitió con el filme Beetlejuice, con Michael Keaton, a quien dirigió al año siguiente, en la primera película de Batman. Y con su siguiente filme Edward Scissorhands, también comenzó una inseparable relación con el actor Johnny Depp, con quien hizo películas inolvidables como Ed Wood (1994), Sleepy Hollow (1999), Charlie and the Chocolate Factory (2005), Corpse Bride (2005), Sweeney Todd: The Demon Barber of Fleet Street (2007), Alice in Wonderland (2010) y la más reciente Dark Shadows (2012).

 

Tim se inspira en la filmación de Frankenweenie

 

¿Cómo se animó a filmar la película Frankenweenie... sin Johnny Depp?
(Risas). Bueno, tenemos que seguir con nuestra vida. Johnny y yo no trabajamos juntos sólo por el hecho de trabajar juntos. No tratamos de buscar ningún récord para el libro Guinness.

¿Todavía no han roto el récord de la mayor cantidad de películas realizadas entre el mismo director y el mismo protagonista?
No lo sé. Tengo que saber cuántas películas hicieron Los Tres Chiflados con el mismo director.

En la época en que empezaba en la industria del cine, sin Johnny Depp en el medio, ¿siempre soñó con hacer películas?

Nunca tuve un sueño específico. Había hecho películas Super-8 (un formato cinematográfico que utilizaba filmes de 8 mm), pero muchos de mis amigos también las habían hecho. Al principio pensé que podía ser bueno con las animaciones, porque me gusta dibujar y entré en una escuela de Disney. Por eso empecé por ese camino.

¿Se levanta en la mitad de la noche para escribir alguna idea?
A veces, no todas las noches, porque en general, al despertarme a la mañana siguiente, me parece que todo es una basura.

¿Qué hay de cierto sobre el mito de que nunca recuerda sus sueños?

Si me acuerdo de alguno, es porque fue muy especial. No me despierto todas las mañanas para escribir lo que soñé.

¿El hecho de haber nacido tan cerca de los estudios de Disney, en Burbank, California, influyó en sus sueños?

Es extraño, porque pude haber vivido a millones de kilómetros. Pero ahí están los estudios de Warner y de Disney. Burbank es quizás más Hollywood que la misma ciudad de Hollywood. Y, sin embargo, no sabíamos lo que pasaba adentro de esos estudios. Pude haber vivido en Montana o Idaho, pero no fue así, y nunca le di demasiada importancia a ese hecho.

¿Es cierto que en la escuela secundaria de Burbank no era el mejor estudiante?
¿Dónde leíste algo así? ¡Son mentiras! (Ríe.) Pero no lo era. Y no me sentí mal en la escuela, porque la mayoría de mis compañeros tampoco eran buenos estudiantes. Había muy pocos que eran buenos, la mayoría no lo éramos. Tiene mucho que ver con los maestros. Tuve suerte de tener uno o dos profesores que me inspiraron un poco. Sólo se necesita una persona para cambiar tu vida, pero el resto era malo. Por eso no me interesaba tanto el estudio.

Ahora que figura en la lista de los mejores directores del mundo, ¿cómo es en la intimidad de su casa? ¿Es fácil de dirigir? ¿También es un buen director en su matrimonio?
Nadie lleva el control. Es un caos, una anarquía.

¿Helena Bonham Carter no es la directora en su casa?
Tenemos nuestros momentos. Ella es excelente en unas cosas y en otras, no es tan buena. Mantenemos un buen balance en la casa.

¿Permite que su esposa opine sobre su trabajo?
La verdad, no. (Risas.) Sólo le pido opinión en ciertos temas, pero no nos gusta el mismo estilo de cine. Es gracioso, porque tenemos gustos completamente opuestos con respecto al cine. No somos parecidos.

Con Helena tiene dos hijos, pero nunca llegaron al altar. ¿Se casarán algún día?
No lo sé. Va todo tan bien, que no quiero romper la magia. ¿Quién sabe lo que puede pasar?

Tim y Helena Bohnham Carter tienen un niño, Billy-Ray Burton, quien nació el 4 de octubre de 2003, y una niña, Nell Burton, quien vino al mundo el 15 de diciembre de 2007.

¿Tener hijos revive la magia infantil que usted solía tener?
Supongo que sí. Uno trata de no perder esa magia, porque es importante, aunque no tengas hijos. ¿Significa que haría una película para un público infantil porque tengo hijos? No lo sé, porque yo solía ver otro estilo de cine como Sweeney Tood...

¿Y sus hijos? ¿También son fanáticos del cine de terror?
Trato de que les guste, pero no los presiono demasiado. Uno de los momentos en los que me he sentido más orgulloso fue cuando mi hija me dijo que The War of the Gargantuas era su película favorita. Unas gotas corrieron por mis ojos.

¿Cómo reaccionan sus hijos cuando ven sus películas?

No se las muestro demasiado. Cuando las miran, no los presiono para que les gusten.

¿No le importa lo que sus hijos piensan? ¿No quiere que sean sus admiradores?

Es gracioso, porque cuando les pregunto a mis hijos lo que piensan sobre una película, siempre dicen lo mismo: "Bien". "¿Qué les parecieron Los Pitufos (Les Schtroumpfs)?". "Bien". "¿Qué les pareció G-Force?". "Bien"... Si no llego a escuchar "Bien" sería un milagro, porque no encuentran nada malo (risas).

¿Vieron Dark Shadows?
Insisto en lo mismo: no los presiono para que vean mis películas.

¿Y las viejas películas, como por ejemplo Beetlejuice?
Mis hijos ven lo que les ponen delante. Creo que solo vieron Alice in Wonderland y Charlie and the Cholocate Factory.

Si le pasara lo mismo que a Brad Pitt y Angelina Jolie, y sus hijos le pidieran que se casara con su madre, Helena Bonham Carter, ¿lo haría?

Los niños pueden llegar a hacerlo. Es una posibilidad. En ese caso, lo pensaría con más seriedad.

 

 

 

COMENTA ESTA NOTA
No necesitas estar registrado ni iniciar sesión en Facebook
boton banner
boton
REDES SOCIALES
boton
FOTOGALERÍAS
VIDEOS
pleca