www.vanidades.com
SUSCRÍBETE
Síguenos en:

Desinfla esa pancita y luce un cuerpazo

Desinfla esa pancita y luce un cuerpazo
reducir / Foto: Vanidades

El abdomen abultado puede parecer grasa acumulada. Combate la simple inflamación y luce una pancita plana ¡rápido!

El abdomen abultado es un problema muy común que puede parecer grasa acumulada. Para descartar la simple inflamación y, de paso, lucir un vientre más atractivo en traje de baño, pon en marcha el siguiente plan directamente en tu cocina:

Consume +
Potasio. Este mineral ayuda a equilibrar tus niveles de sodio, el mineral que suele ocasionar retención de líquidos en tu organismo, incluso en tu vientre. ¿Dónde está el potasio? En una papa mediana cocida al horno con piel, en un plátano mediano, una taza de papaya, media taza de edamame o frijol de soya al vapor, media taza de salsa de jitomate, media taza de espinacas cocidas o una naranja mediana.

Probióticos. Según estudios, una cantidad insuficiente de probióticos en tu estómago hace más lenta tu digestión e infama tu vientre. El yogur con microorganismos vivos (probióticos) mejoran la movilidad intestinal, alivian el estreñimiento y desinflaman el abdomen. ¿Dónde los encuentras? en 100 mg de yogur fermentado sin grasa. Ejemplos: Vitalinea de Danone, Soful de Yacult, Yoplus de Yoplait y Vive Vitalle de Lala).

Líquidos. Al beber líquidos en cantidad suficiente activas la función de la fibra dietética, que en gran parte es hacer transitar el bolo alimenticio a través del intestino. En esta categoría entran el agua simple, la leche, jugos, café y té, aunque para efectos adelgazantes la mejor opción siempre será el agua simple pues no contiene calorías, sal, azúcares ni aditivos.

Consume -
Sodio. No agregues sal a tu comida y verifica la cantidad de sodio en la etiqueta de los alimentos envasados y/o procesados, teniendo en cuenta que la ingesta máxima recomendada para un adulto es de apenas 1,500 mg al día.

Golosinas. Mascar goma de mascar, tomar bebidas con popote, chupar dulces y en general comer o beber rápidamente, son hábitos que hacen llegar a tu sistema digestivo aire que luego te hace experimentar gases y un vientre inflamado.

Azúcares. Incluso endulzantes bajos en calorías como sorbitol, manitol, xilitol y lactitol no se digieren por completo y son fermentados por microorganismos intestinales, lo cual da como resultado la generación de gases e incluso diarrea.

Frutas y verduras crudas. Si bien las cosechas frescas son muy saludables, también son alimentos voluminosos que en ocasiones se asientan en tu estómago y lo inflaman, por lo que no debes consumirlos en grandes cantidades de una sola vez, sino repartirlos a lo largo del día y sin sobrepasar el equivalente a cuatro tazas y media al día, que es la ingesta diaria recomendada de esta clase de comestibles.

No necesitas estar registrado ni iniciar sesión en Facebook