Entretenimiento

Andy García, bendecido por la vida

Por vanidades

- 28/10/2021 03:56

He podido cumplir mis sueños en mi carrera… y sigo soñando, dice el guapo actor, quien este año esta en ¡cinco! películas diferentes

La fama de Andy García comenzó con la película The Untouchables, en 1987, cuando trabajó con Kevin Costner y Sean Connery. Después vino The Godfather III, en 1990, por la que fue nominado al Oscar como Mejor Actor de Reparto. Desde entonces hasta hoy, casi 25 años después, su carrera ha ido en ascenso y en este año 2014 se estrenarán cinco películas en las que él participa: At Middleton, RobtheMob, Rio2, Kill the Messenger y Let’s Be Cops.

¿Te consideras una persona feliz?
Sí, he tenido una bendición en mi vida y mi familia, porque gracias a Dios, todos mis hijos tienen salud.

La felicidad para ti significa  hoy lo mismo que hace 25 años?
Yo diría que sí, aunque hoy mi felicidad se basa en la de mis hijos. Hace 30 o 35 años no tenía hijos. Tenía sueños.

¿Cuáles eran esos sueños?
Los que he podido lograr con mi carrera. Quería vivir como actor, con esa adoración por el cine. He podido cumplir mis sueños… y sigo soñando.

Se nota… Solamente en este año 2014 estás estrenando cinco películas diferentes: At Middleton, Rob de Mob, Rio 2, Kill the Messenger y Let’s Be Cops. ¿Es una coincidencia o las filmaste todas juntas?
Bueno, a veces se filman juntas, otras veces no, pero no salen a la vez. Hoy día el mercado está tan complicado con la distribución, que algunas veces hago una película y nunca sale (ríe). No hay cálculos.

Con el nombre completo de Andrés Arturo García Menéndez, nació el 12 de abril de 1956 en La Habana, Cuba. Cinco años después, su familia se exilió en Miami y logró el éxito con una compañía de perfumes que llegó a valer un millón de dólares. Pero Andy prefirió un camino diferente con la actuación en la misma Universidad Internacional de Florida, que dejó para mudarse a Hollywood, cuando apenas tenía 22 años.

Así fue como consiguió el personaje de un pandillero en el primer episodio de la serie de TV Hill Street Blues. Pero cuando Brian De Palma lo llamó para personificar a un mafioso en The Untouchables, empezó su lucha para evitar el estereotipo del latino criminal y logró el rol del policía italiano que ayudó a Eliot Ness (Kevin Costner) contra la mafia de Al Capone. Junto a Michael Douglas consiguió el personaje de otro respetable policía en Black Rain y optó por otro estilo, parecido al de Richard Gere, en Internal Affairs. Hasta que logró que Francis Ford Coppola lo eligiera para The Godfather III. Con esta última película se convirtió en la estrella latina más importante del momento. Después, protagonizó Jennifer Eight, con Uma Thurman; Hero, con Dustin Hoffman, y When a Man Loves a Woman, con Meg Ryan. También fue parte del elenco superestelar de Ocean’s Eleven, con George Clooney y Brad Pitt.

¿Cuál de todas tus películas revela mejor tu personalidad?
Es difícil decirlo, porque todos los roles tienen un aspecto de la personalidad de uno. Yo me entrego completamente a todos los personajes. Estoy en todas mis películas.

Si hubiera una película sobre la vida de Andy García actor, ¿cómo empezaría? ¿Hubo un momento en especial en el que te decidiste por la actuación?
Bueno, siempre tuve una atracción especial por el cine, desde los años 1960, cuando era muy joven. Había ciertos personajes que me llamaron la atención y me dejaron como un virus adentro. Creo que todos los actores lo sienten. Cuando el virus se empezó a despertar, saliendo de la escuela secundaria, me dijo: "Oye, no me estás prestando atención".

¿Crees en el destino?
Sí, por supuesto.

¿Entonces crees que tu destino estaba marcado en Hollywood o lo fuiste encontrando poco a poco?
Mi destino estaba marcado si estaba dispuesto a luchar por él.

¿El hecho de ser latino complicó más el camino?
Bueno, llegué a Los Ángeles en el año 1978. Había muy pocas oportunidades para un actor y menos todavía para un hispano. Primero, el cable no existía, entonces las posibilidades eran muy pequeñas. Solo estaban los estudios y tres cadenas de televisión. Y si te clasificaban como un hispano, no había roles. Por eso nunca me consideré un actor latino, sinceramente.

¿Te das cuenta, aunque no lo reconozcas, de que de esa forma también abriste las puertas a otros actores hispanos que ya no tuvieron que luchar contra los estereotipos de tu época?
Mira, uno tiene un físico determinado. Si soy sueco no voy a poder hacer el papel de un indio. Ciertos físicos nos pueden dar algunas oportunidades, mientras que otros nos pueden limitar. En mi caso tengo una apariencia con la que puedo hacer de indio, español, italiano, francés, cubano, americano o árabe.

Pero además de hacer cualquier personaje, demostraste que un latino podía actuar sin interpretar a un criminal o narcotraficante. Cuando vinieron Javier Bardem, Benicio del Toro y Penélope Cruz, ya no necesitaron evitar los estereotipos, porque los habías borrado…
Puede ser, pero ya era otra época, con más oportunidades.Y antes que nada, ellos son grandes actores. No tiene nada que ver que sean latinos. Tienen el lado latino en su cultura y el amor, igual que yo. Nos apoyamos en eso y nos da fuerza. Pero no estudiamos cómo ser actores latinos. Estudiamos lo mismo que todos en el mundo: el arte de la actuación.

¿Te acuerdas de cómo reaccionaste el día que te nominaron al Oscar como Mejor Actor de Reparto por The Godfather III?
Sí, yo estaba filmando una película independiente que estaba produciendo. Nos habíamos levantado a las cinco de la mañana para empezar el rodaje que estábamos pagando nosotros mismos, con ayuda de cámaras y de amigos. Entonces me llamó mi agente diciendo: "¿Dónde estás metido? ¡Estás nominado para un Oscar y todo el mundo quiere hablar contigo!". Yo le dije: "Diles que estoy actuando".

Con más de 50 películas, es evidente que Andy García sabe actuar en todo tipo de géneros. Acaba de terminar de filmar What About Love, con Sharon Stone, que se estrenará en el 2015. En las que se verán este año, en el dibujo animado Rio 2 Andy está detrás de la voz de Eduardo. En la comedia de acción Let’s Be Cops, es un detective. En Kill the Messenger es un periodista que está a punto de suicidarse por haber vinculado el rol de la CIA con las actividades de los rebeldes de Nicaragua. En Rob the Mob, la trama es sobre mafiosos. Y en At Middleton se enamora de Vera Farmiga cuando los dos llevan a sus hijos a conocer la Universidad de Middleton. En este filme ambos trabajan con sus hijas: Taissa Farmiga y Daniella García-Lorido.

A la izquierda: Andy y Mariví Lorido han formado un matrimonio ejemplar. A la derecha: Yasiel Puig, a la derecha, y Andy García con sus hijos Daniella, Dominik y Andrés

Andy está casado con Mariví Lorido y tienen cuatro hijos: Dominik, Alessandra y Daniella, quienes han incursionado en la actuación, y Andrés, el menor.

¿Cómo se logra un matrimonio de más de 30 años en un medio donde el divorcio tiene más publicidad?
Bueno, el divorcio vende revistas. El matrimonio no vende.

¿Pero hay un secreto?
Creo que hay que comprometerse. Es como la religión, uno se tiene que comprometer con la familia que creó junto con su esposa. Hay que tener respeto y orgullo. Eso, para mí, es sagrado.

¿Tus hijos se dan cuenta de quién es Andy García?
Sí, saben que soy su padre. En mi casa, yo soy padre primero, no soy actor.

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Encuentra moda, belleza, realeza, entretenimiento y estilo de vida.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Entretenimiento