Hogar

Cómo usar cáscaras de huevo para alimentar o plantar tus suculentas

¿Cómo se utiliza la cáscara de huevo para las suculentas y cactus? Te lo explicamos.

Por Regina Barberena Anaya

- 11/08/2022 02:08

Así como puedes usar las cáscaras de huevo para las plantas, es posible también darles un segundo uso para alimentar tus suculentas.

Si quieres darle más usos a este alimento, lee cómo afilar las aspas de la licuadora con cáscaras de huevo y sobre la forma de hacer ácido hialurónico casero con cáscara de huevo para despedirte de las arrugas.

Beneficios de las cáscaras de huevo para las suculentas

Mucha gente tiene suculentas y cactus en su casa porque son las plantas áridas que mejor sobreviven en espacios cerrados —con sus debidas horas al sol— y porque no requieren demasiado cuidado.

Si es tu caso, quizá te has preguntado cómo usar las cáscaras de huevo como alimento o abono para tus suculentas, y esto sí es posible siguiendo un par de pasos.

Antes que nada, debes saber que los recipientes de cáscaras de huevo para suculentas son una excelente idea gracias a que son ricas en calcio, y este suplemento extra del nutriente hace que las plantas crezcan más, en mejor estado y se den mejor.

También son una gran opción para ahorrar un poco de dinero para las actividades de jardinería: ya que son un elemento orgánico, no necesitas comprar macetas, las cáscaras son biodegradables y se convierten en abono para el suelo de tus plantas.

Cómo usar cáscaras de huevo para las suculentas

La clave para mantener a tu suculenta feliz en una cáscara de huevo es cuidar la tierra y su acidez. Usa solamente tierra designada al crecimiento de suculentas y asegúrate de que tenga buen drenaje. Ahora sí, puedes seguir estas instrucciones para poner tus suculentas y cactus en el cascarón:

  • Haz un hoyo mediano en la parte superior de la cáscara y saca el huevo con mucho cuidado de no romper el cascarón.
  • Limpia el cascarón en su totalidad (puedes usar agua tibia y luego colocarlos de nuevo en el cartón para secarlos).
  • Ayúdate de una cuchara pequeña para llenar casi por completo la cáscara de huevo con tierra.
  • Ahora es momento de colorar las suculentas: haz un pequeño hoyo en el suelo con tu dedo y coloca gentilmente las raíces a la tierra, tápalas y termina de posar la planta.
  • Inmediatamente dale un poco de agua a la suculenta y ponla en luz natural. Así la mantendrás contenta en el cascarón de huevo.

Fertilizante de cáscaras de huevo para suculentas y cactus

Si quieres alimentar tus suculentas con este elemento orgánico, hay diversas maneras.

  • Té de cáscara de huevo: pon 10 cáscaras por un galón de agua; hierve el agua y cuando esté lista añade las cáscaras de huevo, dejándolas reposar toda la noche. Al día siguiente puedes usar esa agua para regar las suculentas y cactus (cuidando no ahogarlas).
  • Polvo de cáscara de huevo: prepara y lava todas las cáscaras que uses, después rómpelas en pequeños pedazos y pulverízalas. Usa este material en el suelo de tus suculentas.

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Encuentra moda, belleza, realeza, entretenimiento y estilo de vida.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Hogar