Hogar

Lo que todo este tiempo frente a las pantallas le está haciendo a tu piel

Los dermartólogos explican que, entre más tiempo pasemos frente a las pantallas durante la cuarentena, el riesgo de daño en la piel aumenta.

Por vanidades

- 30/09/2021 12:16

Los dermartólogos explican que, entre más tiempo pasemos frente a las pantallas durante la cuarentena, el riesgo de daños en la piel puede aumentar.

Probablemente hayas escuchado últimamente más sobre los peligros de la luz azul porque, a raíz de la pandemia, nuestras vidas se desarrollan más tiempo en interiores y a través de dispositivos electrónicos y pantallas.

Nuestras computadoras portátiles, teléfonos, tabletas y televisores son todas fuentes de luz azul y, ahora que estamos atados a esos dispositivos, ¿deberíamos estar más preocupados por el daño a nuestra piel?

Lo que todo este tiempo frente a las pantallas le está haciendo a tu piel

En comparación con los peligros bien entendidos de la luz ultravioleta (envejecimiento de la piel y cáncer), la ciencia aún no tiene claros los efectos de las fuentes interiores de luz azul en la piel.

Puede causar hiperpigmentación y envejecimiento prematuro, pero el resto, por ejemplo, qué dosis causa problemas, se debatió mucho antes de que estuviéramos confinados en nuestros hogares.

Sin embargo, algunos expertos aclaran…

Aunque los efectos de la luz azul en la piel aún no se comprenden por completo, se trata de un problema de salud importante debido a sus otros riesgos. 

«La luz azul daña la retina y reduce la excreción de melatonina, por lo que interrumpe el ciclo del sueño», dijo Michelle Henry, dermatóloga en Nueva York.

La proximidad es, por supuesto, un factor cuando se piensa en el peligro.

«Una persona obtendrá menos luz azul de su televisor que de su computadora porque está más lejos», dijo Henry. Y más luz de su teléfono que de su computadora porque está muy cerca de la cara».

¿Cómo daña la piel la luz azul?

Mientras que la luz ultravioleta daña el ADN de las células directamente, la luz azul destruye el colágeno a través del estrés oxidativo. Un químico en la piel llamado flavina absorbe la luz azul. La reacción que tiene lugar durante esa absorción produce moléculas de oxígeno inestables (radicales libres) que dañan la piel.

«Entran y básicamente hacen agujeros en el colágeno», dijo Henry.

La exposición a la luz azul es más problemática para la piel de color. En un estudio de 2010 publicado en The Journal of Investigative Dermatology se demostró que causa hiperpigmentación en pieles medias a oscuras, mientras que deja la piel más clara relativamente menos afectada.

(Foto: Pixabay)

La comunidad médica clasifica el color de la piel en función de cómo reacciona a la luz UV. El tipo 1 es el color más claro con la mayor sensibilidad a los rayos UV.

«Serían Nicole Kidman y Conan O’Brien», dijo Mathew M. Avram , director del Centro de Cosmética y Láser Dermatológico del Hospital General de Massachusetts en Boston.

La escala sube al tipo 6, que es la más oscura y con menos probabilidades de quemarse.

En el estudio de 2010, la piel tipo 2 estuvo expuesta a la luz azul, pero no desarrolló pigmentación. La piel de color se oscureció, y esa oscuridad persistió durante un par de semanas.

«Hay algo acerca de la pigmentación en los tipos 4, 5 y 6 que reacciona de manera diferente que en pacientes con piel clara», dijo Avram. «Debería haber más estudios a gran escala que analicen esto porque la pigmentación es una de las mayores preocupaciones de los pacientes y en la que el tratamiento crea menos satisfacción del paciente».

¿Cómo prevenir el daño de la piel?

La intervención más simple es limitar la cantidad de luz azul emitida por sus dispositivos. Algunos dispositivos tienen un «modo nocturno» que crea un tono de pantalla más cálido.

Los protectores solares minerales con óxidos de hierro son el estándar de oro en la protección contra la luz azul.

«Los antioxidantes tópicos deberían ayudar a domar los radicales libres», explicó Alexander Wolf , profesor asistente principal en la Facultad de Medicina de Nippon en Tokio y experto en cómo el estrés causa el envejecimiento prematuro.

«Ciertamente hay muchos experimentos que demuestran que los antioxidantes funcionan bien en las células dañadas». La vitamina C ingresa directamente a las células, y si una persona tiene algún daño oxidativo, la vitamina C u otro antioxidante definitivamente ayuda .

(Foto: Getty Images)

El ácido alfa lipoico no se promociona por sus cualidades protectoras de la luz azul, pero Wolf ha estudiado su efecto sobre el estrés oxidativo y cree que es prometedor para proteger la piel humana de la luz azul.

«Funciona de manera diferente que un antioxidante», dijo. “Activa las defensas naturales de la célula de la piel engañando a la célula de la piel para que piense: ‘Oh, hay estrés oxidativo’. La célula presenta sus propios mecanismos de defensa. Creo que es una forma mucho más elegante de defenderse».

La recomendación final consiste en buscar cremas faciales que contengan estos ingredientes en su composición principal, además de llevar una alimentación rica en antioxidantes y una buena hidratación.

Por: Redacción Vanidades con información de The New York Times 

En esta nota

  • antioxidantes
  • cuarentena
  • daño piel
  • dispositivos
  • luz azul
  • luz LED
  • pantallas
  • vitamina C

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Encuentra moda, belleza, realeza, entretenimiento y estilo de vida.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Ranking

Más de Hogar