Realeza

George y Charlotte, entre risas y juegos

El príncipe George y la princesa Charlotte quizás nunca vivan en el Palacio de Buckingham